PROYECTO WORTH

Youth Employment at the WORk Life THrough Long-Term Employability Skills

2016-3-TR01-KA205-037222

Las habilidades de empleabilidad son las “habilidades clave y atributos personales que se necesitan para acceder trabajar y mantenerse en el mundo laboral”. Son habilidades necesarias para conseguir, mantener y tener éxito en el trabajo. Estas competencias influyen significativamente a la hora de acceder al mercado laboral. Todas estas habilidades también se consideran transmisibles ya que puede ser transferibles a diferentes puestos de trabajo y diferentes sectores. Es innegable que el hecho de tener habilidades relacionadas con el trabajo resulta necesario, pero no suficiente. La principal manera de asegurar la sostenibilidad en la vida laboral es contar con habilidades de empleabilidad a largo plazo. Estas habilidades aumentan las opciones de mantener el puesto de trabajo y reducen las posibilidades de dejar el trabajo de manera prematura. Las empresas buscan a menudo habilidades que vayan más allá de la experiencia y habilidades técnicas. Cuán cualificado esté el personal con habilidades técnicas no es de mucho valor si no cuenta con las habilidades previamente mencionadas. Dado que los/las trabajadores que carecen de estas competencias tienden a dejar el trabajo. Esto se traduce en pérdida de capital para las organizaciones. Ello conlleva problemas a largo plazo y altos costos en formación. También disminuye la productividad. Además, en el caso de los jóvenes esto lleva al desempleo y a la exclusión social. En resumen, una tasa de empleo baja y mano de obra poco cualificada que afecta a la competitividad global y la transición del conocimiento a la economía.
El principal objetivo de este proyecto es identificar las habilidades de empleabilidad de los jóvenes a largo plazo, descubrir nuevas estrategias de formación y crear una metodología para jóvenes formadores. TURKONFED es la organización solicitante. Los socios que forman el resto del partenariado son ISEM, GLOBEST, JA Turkey, IED, ITPIO, MC 2020, TDM 2000. En el proyecto se realizarán dos cuestionarios diferentes. El primero estará dirigido a empresas para identificar qué cualificaciones requieren para sus nuevos empleados. Cada socio realizará este cuestionario a 15 empresas. El segundo se realizará a jóvenes que no hayan accedido al mercado laboral para identificar con qué habilidades cuentan. Todos los socios realizarán estos cuestionarios en sus países. Los resultados se evaluarán a nivel local y entre los países socios. Estos cuestionarios tendrán informes de análisis a nivel local e internacional.
Una vez finalizado, se recopilarán buenas prácticas. Se grabará a personas que cuenten con estas habilidades y se recopilarán sus historias de éxito. De acuerdo a la información recogida, se creará una metodología y un currículum. Primero, los jóvenes formadores recibirán la formación y luego tendrán lugar los pilotajes con los jóvenes en cada país socio. Se realizarán varios seminarios para concienciar a este respecto. Por último, tendrá lugar un seminario para valorar la situación del mercado laboral.